El ‘milagro andaluz’ saca a la región del vagón de cola y la sitúa como la mejor del país en gestión


Málaga, 7 de junio de 2020.- El coordinador general del PP de Málaga y portavoz adjunto de los populares en el Parlamento andaluz, José Ramón Carmona, ha destacado hoy que “el cambio en Andalucía ya se traduce en cifras”, valorando que “los datos del Ministerio de Hacienda ratifican que somos la única comunidad autónoma que el pasado año cumplió con las tres reglas fiscales de deuda, déficit y gasto, generando así un clima de estabilidad presupuestaria de la que habíamos carecido durante décadas”.

De este modo, Carmona ha subrayado que “Andalucía ha pasado de estar a la cola en todo a ser la primera de la clase; el ‘milagro andaluz’ saca a la región del vagón de cola y la sitúa como la mejor del país en gestión”, ha afirmado, contraponiendo este nuevo escenario con la anterior etapa socialista de incumplimientos: “en 2018, cuando aún gobernaba el PSOE, se incumplieron los tres parámetros que marca la Ley de Estabilidad Presupuestaria; poco más se puede añadir”, ha manifestado.

No obstante, el dirigente popular ha advertido de que “los andaluces y los malagueños todavía sufrimos los efectos de esta mala gestión socialista, pese a haber revertido la situación en apenas diez meses de gestión, ya que el nuevo Gobierno andaluz tomó posesión a finales de enero de 2019”, ha recordado, señalando que “esa mala gestión desembocó en la prohibición de salir a los mercados por parte del ministerio”.

“Eso fue una intervención en toda regla a la Junta de Andalucía por parte del Ejecutivo de Sánchez bajo el argumento de que en 2018 no se habían cumplido con esos tres objetivos fiscales”, ha criticado, incidiendo en que, “curiosamente, en 2018 la actual ministra Montero era la consejera de Hacienda, de manera que fue ella la que lo hizo mal y castigaba a los andaluces por su mala gestión”, ha lamentado.

Pese a ello, ha proseguido Carmona, “esta zancadilla de la señora Montero y el señor Sánchez no impidió que Andalucía se alzase igualmente como la única comunidad autónoma, sin régimen foral o sistema tributario especial, que cerró 2019 con superávit”, reivindicando que, “además, lo hizo aumentando el presupuesto destinado a sanidad, educación y dependencia”.

“Este nuevo escenario, con unas cuentas saneadas, mejora la imagen de la región, ofreciendo estabilidad y credibilidad; multiplicando su atractivo y la confianza para atraer la inversión y la creación de empleo y riqueza”, ha resaltado el dirigente popular, quien ha indicado que “no podemos olvidar que Málaga es el motor económico de Andalucía y, por tanto, una de las grandes beneficiadas de este nuevo impulso a la generación de oportunidades”.

En este punto, Carmona ha apuntado como receta para obtener estos buenos resultados “una mejor gestión de los fondos europeos y de los recursos estatales, además de eliminar el gasto superfluo; en eso los socialistas sí que eran expertos”, ha criticado.

“El nuevo Gobierno andaluz ha eliminado un centenar de entes superfluos que no tenían actividad ni resultados, se dice pronto; por lo que se ha dejado de despilfarrar el dinero de los andaluces en esa administración paralela, a todas luces sobredimensionada, que los socialistas se encargaron de mantener durante décadas”, ha concluido.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.