NNGG denuncia que la Junta excluye al 70% de los solicitantes de becas y deja sin ejecutar 11 millones


El presidente del Comité de Estrategia Política de Nuevas Generaciones de Málaga, Enrique Rodríguez, ha denunciado hoy que “la Junta de Andalucía ha excluido a más del 70% de los solicitantes de una beca durante el pasado curso en la comunidad, cifra que se eleva al 77% en la provincia de Málaga, lo que significa que hasta tres de cada cuatro alumnos se quedan sin ayuda”.

Asimismo, ha criticado “el gran desequilibrio existente entre los fondos presupuestarios de unos programas y otros que la Administración andaluza es incapaz de corregir”, puesto que “para unas becas los créditos consignados son insuficientes, mientras que para otras sobran”.

De este modo, ha explicado que, en el caso de la Beca Adriano, –lanzada para dar cobertura a los alumnos de educación postobligatoria que no han alcanzado la nota para obtener la ayuda del Ministerio- “el 73,1% de las solicitudes han sido rechazadas en la región, es decir, que de las 6.217 presentadas, sólo han sido aprobadas 1.672”.

En el caso de Málaga, ha añadido, “de las 916 peticiones registradas, la Administración autonómica sólo ha concedido 208 ayudas, excluyendo al 78% de los jóvenes”. “Y tiene la desfachatez de venderlo como un logro”, ha apostillado.

Esto significa, ha proseguido, que “de los diez millones de euros presupuestados para esta medida en la comunidad el pasado curso, apenas se han invertido 2,5 millones”, por lo que ha calificado los presupuestos en materia educativa como “ficticios”.

Rodríguez también ha valorado la Beca 6000 –que nace con vocación de complementar las subvenciones del Estado para incentivar la continuidad educativa y amortizar el retraso en la incorporación al mercado laboral- y ha destacado que en el último curso “se ha otorgado únicamente el 22,47% de las subvenciones requeridas, lo que se traduce en que sólo 8.423 de las 37.470 peticiones realizadas en Andalucía han recibido el visto bueno de la Junta”.

A nivel provincial, “fueron rechazadas 4.363 de las 5.701 solicitudes, es decir, que el 76,5% de los estudiantes malagueños recibieron un portazo de la Junta”, ha dicho Rodríguez.

Además, el presidente del Comité de Estrategia Política de Nuevas Generaciones de Málaga ha subrayado que “el fracaso más estrepitoso ha sido el de la Beca Segunda Oportunidad –dirigida a la reincorporación al sistema educativo de jóvenes de entre 18 y 24 años-, que apenas ha dado cobertura a 300 personas en toda la región, lo que supone una ejecución de 1,2 millones de euros, de los casi cinco millones presupuestados para 2014”.

En este punto, ha lamentado que, si unimos los 3,7 millones sin ejecutar de la Beca Segunda Oportunidad y los 7,5 millones de la Beca Adriano, “podemos estimar que el Gobierno andaluz ha dejado en el cajón más de 11 millones de euros anuales que no han sido invertidos en los programas para los que habían sido destinados”.

Por último, ha animado a la Junta a que “profundice y dé una explicación sobre a dónde han ido a parar estos fondos que, en cualquier caso, no han servido para el fin para el que habían sido designados: ayudar a los estudiantes andaluces y malagueños”, ha concluido.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.