El PP denuncia que la Junta adeuda 5,5 millones de euros a los Centros Especiales de Empleo de Málaga


La parlamentaria andaluza del Partido Popular de Málaga Ana Rico ha denunciado que la deuda del Gobierno andaluz con los Centros Especiales de Empleo de Málaga alcanza los 5,5 millones de euros, después de que los impagos de la Junta a estas entidades sumen ya los dos últimos trimestres del pasado año 2013 y la totalidad de la anualidad de 2014.

“La situación en la que se encuentran estos centros es insostenible”, ha afirmado Rico, “más aún cuando de estas entidades dependen directamente dos de cada tres puestos de trabajo de un colectivo, el de las personas con discapacidad, que ya sufre de por sí una de las mayores tasas de paro, por encima del 65 por ciento”.

En Málaga existen 50 Centros Especiales de Empleo, 28 en la capital y otros 22 repartidos en el resto de la provincia, que se dedican a crear y mantener puestos de trabajo para personas con discapacidad. Los impagos de la Junta a estas entidades, según las estimaciones de este colectivo, suponen una cuarta parte de la deuda total que ha acumulado en toda Andalucía, que se estima a su vez que ronda los 25 millones de euros.

Abandono de la Junta

Asimismo, según ha denunciado la parlamentaria popular, “estos centros se encuentran desde el mes de marzo en una situación de desamparo normativo absoluto después de que la Junta derogara la orden que regulaba los Centros Especiales de Empleo, lo que ha provocado gran inseguridad jurídica, administrativa y económica”.

“En esos momentos, no saben si continuarán las ayudas que se venían prestando para la creación de puestos de trabajo de personas con discapacidad, con qué cuantías contarán o cómo se distribuirán”, ha incidido Rico, que ha añadido que “el desconcierto en este colectivo es absoluto por la mala gestión del gobierno de Susana Díaz”.

Frente a esto, la parlamentaria malagueña ha recordado que el Gobierno de Rajoy ha incrementado un 27 por ciento en los dos últimos años la aportación que recibe Andalucía para desarrollar políticas activas de empleo dirigidas a personas con discapacidad. “Eso ha supuesto 11 millones de euros más para dar oportunidades laborales a los colectivos con especiales dificultades”, ha valorado.

Ana Rico ha recordado que el apoyo a las personas con discapacidad “debe hacerse con la gestión del día a día, no sólo con gestos de cara a la galería pero vacíos de contenido”. “La integración de este colectivo debe ser una prioridad, garantizando la igualdad de oportunidades a la hora de acceder a un empleo”, ha concluido la parlamentaria.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.